Equipos caninos para buscar desaparecidos: activación inmediata y regulación

¿Hay siempre una activación inmediata de todos los equipos caninos cuando hay una desaparición? ¿Se está aprovechando correctamente este recurso esencial? ¿Por qué no siempre se localiza a la persona? ¿Y basta con una activación inmediata para localizar a todos los desaparecidos? ¿Quién regula la actuación de los equipos caninos?

activación inmediata

Isabel Herrán | Perrosdebusqueda

Un tema eterno pero que sigue necesitando análisis porque no se soluciona. Recientemente leíamos la noticia de una persona desaparecida que ha sido localizada después de muchas horas. Afortunadamente en esta ocasión ha aparecido con vida y por supuesto, es una excelente noticia. Pero una vez más llama la atención que llevaba 24 horas desaparecida. Otras veces pasan días y también se repite con relativa frecuencia la noticia de que una persona ha sido localizada ya cadáver y que ha aparecido cerca o relativamente cerca de su casa, pasados varios días o muchos días, incluso meses.

La pregunta que nos hacemos siempre en estos casos es si se podría haber minimizado el tiempo de localización. Es una pregunta arriesgada porque son muchos factores a tener en cuenta y no es nuestra intención cuestionar los trabajos que se están haciendo. Pero, a nivel técnico y como profesionales en esta especialidad, es obligatorio detenerse a estudiar el sistema actual, si queremos conseguir mejorar y avanzar. El objetivo es aumentar la eficacia y minimizar los tiempos de localización. Y para eso es necesario cuestionar todos los aspectos, estudiando todos los factores que rodean a cada caso.

Escuela de Guías Caninos-EGC

¿Qué falla en la búsqueda de desaparecidos?

Teniendo muy claro que los perros no son los únicos protagonistas de un operativo de búsqueda de persona desaparecida, sí se puede afirmar que son esenciales. Y que son, a día de hoy, el medio más rápido y eficaz para la localización de personas, sin que exista nada que se aproxime a su capacidad en este campo.

Ahora bien, ¿por qué no se consiguen localizaciones con más frecuencia y con más rapidez? La respuesta, desde los mismos grupos con equipos caninos es -en su gran mayoría-, la falta de activación inmediata. Incluso algunos grupos se quejan de ser activados pasadas demasiadas horas, incluso días.

Obviamente tenemos que contar con algunas posibilidades que están fuera del alcance del propio operativo y de los equipos caninos. Que la persona haya desaparecido voluntariamente, que al moverse haya utilizado un medio de transporte, que no se conozca una zona concreta o incluso que la zona sea muy complicada. Cada caso es diferente pero cuando la persona se encuentra la zona y su localización no presentaba aparentemente grandes dificultades, algo que ocurre en numerosas ocasiones, hay que plantearse si hay algo que está fallando.

PerrosdeBusqueda en Youtube

Y aquí llegamos a los tres puntos claros, obligatorios. Son necesidades, ya sin discusión, en el panorama actual en la búsqueda de desaparecidos:

  1. Operativo de búsqueda (bien) coordinado con todos los intervinientes
  2. Equipos caninos de OG y OR en la escena desde el primer momento (activación inmediata)
  3. Regulación de estos equipos caninos (capacitación)

1. Operativo de búsqueda coordinado

A estas alturas ya nadie puede dudar de que es fundamental que en todo caso de persona desaparecida se establezca un dispositivo de búsqueda para coordinar todas las operaciones y a todos los intervinientes. Este operativo contará con un Puesto de Mando Avanzado (PMA), encargado de la coordinación.

Al finalizar el operativo, sería recomendable que todos los equipos intervinientes, incluidos los responsables de coordinar a los grupos no especializados (familiares, vecinos,…), se reunieran para detallar su intervención. Esto permitiría una revisión y posterior análisis, con el fin de trabajar en la mejora de las actuaciones, entre otras cosas.

Otra recomendación que llevamos años realizando es que se organicen entrenamientos conjuntos no sólo de equipos caninos, sino de todos los equipos intervinientes, bomberos, sanitarios, incluidos los coordinadores del PMA. Simulacros que planteen una situación parecida a la realidad y en la que todos los intervinientes aprendan a trabajar de forma coordinada y a conocer las capacidades de cada unidad. Esto se hace a veces pero en mi opinión suele ser más cara a la galería, Debería hacerse con frecuencia y sin repercusión mediática, un simple pero valioso ejercicio de entrenamiento conjunto.

equipo canino busca a un desaparecido
Equipo canino de la Guardia Civil a punto de empezar a trabajar en un operativo real de búsqueda (Foto: PerrosdeBusqueda)

2. Equipos caninos en la escena desde el primer momento (activación inmediata)

Los equipos caninos son un elemento de primera intervención. Deberían estar en la escena desde el primer momento, es decir, debería haber una activación inmediata de estos equipos que se incorporarán al operativo, poniéndose a las ordenes del mando para actuar de forma totalmente coordinada. Esa es la idea, a veces suena utópica pero no tiene por qué dejarse de intentar.

Los equipos caninos pertenecientes a FFCCSS y algunos que están en grupos de civiles con convenio de actuación, son activados enseguida. Pero eso no ocurre siempre, incluso depende de cada operativo y de quien lo coordina, si es que alguien lo coordina, que se activen o no equipos caninos.

Pero esto no es lo único que falla. Y hay que ser realistas. Puede fallar la coordinación en el operativo, puede fallar el desempeño del equipo canino, puede fallar la formación del guía, puede incluso fallar el perro. Pero es evidente que algo falla y empezar a reconocerlo es clave para empezar a solucionarlo.

Porque da que pensar que año tras año tenemos más grupos de perros de búsqueda de personas, en algunas comunidades hay incluso varios grupos. Y sobre todo, ha crecido de forma sustancial la cantidad de grupos y equipos caninos civiles dedicados a la búsqueda por olor de referencia, también llamados de mantrailing. Y si bien esto se ha notado en las intervenciones, no ha repercutido de forma notable, ni mucho menos, en los resultados. Ahora hay más noticias de localizaciones que antes, es cierto, pero aún está muy lejos de ser un número relevante, considerando la cantidad de casos de personas desaparecidas -que aparecieron después en la zona-. Estamos viendo casos, y no pocos, en los que hay una persona desaparecida, hay equipos caninos y no hay localización hasta pasado mucho tiempo. Y muchas veces se trata de localizaciones fortuitas, por parte de excursionistas, de personas ajenas al operativo, o incluso de equipos caninos que se toparon con la persona.

DBF

Y aquí llegamos al siguiente punto, la eterna cuestión:

3. Regulación de los equipos caninos civiles

Este es probablemente el proyecto más ambicioso y también el más complicado. Se trata de garantizar la afluencia y la eficiencia de los equipos caninos civiles, los grupos de voluntarios. ¿Cómo? Con una regulación oficial. De la forma que sea: nacional, por comunidades, pasando pruebas actuales de unidades de FFCCSS, preparando un nuevo reglamento… Y de hecho esto ya se ha intentado varias veces:

En el año 2002, la Dirección General de Protección Civil convocó a todos los grupos que trabajaban con equipos caninos de búsqueda de personas (yo misma tuve la posibilidad de asistir con mi grupo). Tras un largo proceso de reuniones y debates, en 2005 se elaboró un borrador final en el que se establecía un Reglamento para pruebas de homologación de equipos caninos en las disciplinas de escombros y deslizamientos del terreno. Por desgracia no hubo acuerdo para ponerlo en marcha y el proyecto quedó sólo en ese borrador, no hubo más movimiento.

En 2015, desde PerrosdeBusqueda pusimos en marcha otra iniciativa, una Mesa Redonda para solicitar la Regulación técnica del sector civil del perro de rescate en España. Se consiguió que un total de 47 grupos firmaran una solicitud de regulación de los equipos caninos de búsqueda de personas, en las diferentes especialidades: escombro, grandes superficies, deslizamientos del terreno y perros de rastro. Esta solicitud se presentó al Ministro del Interior el 11 de Noviembre de 2016. Desde allí nos indicaron que había que remitirlo a la Dirección General de Protección Civil. Así se hizo y una vez más todo quedó en el intento.

homologación de los equipos caninos
Mesa redonda para solicitar la regulación técnica del sector civil del perro de rescate en España – 2015
(Foto: PerrosdeBusqueda)

En julio de 2020, la Asociación SOSDesaparecidos junto a 12 grupos caninos búsqueda de personas y PerrosdeBusqueda, dirigieron una carta al Centro Nacional de Desaparecidos (CNDS) para solicitar de nuevo una homologación que regule esta actividad en los dispositivos de búsqueda. En noviembre de 2020 nos informaron de que el CNDS ya estaba trabajando en el marco legal que deberá ser inicio del camino a la homologación. Por desgracia hemos tenido una situación de pandemia que ha dificultado todo y a día de hoy seguimos sin respuestas y sin la ansiada regulación.

EDITADO Julio 2021: un año después de la presentación de esta carta, no hay respuesta de ningún tipo por parte del CNDS. Y dado que han aparecido una serie de movimientos, sin ningún consenso con el resto de grupos y con otros fines, que podrían ser privados, PerrosdeBusqueda y algunos grupos se desmarcan de esta derivación de la propuesta.


Actualmente la tendencia es que los grupos convenien en sus propias comunidades para así poder intervenir de forma oficial y que haya una activación inmediata. Esto sin duda es una buena noticia, ya que mejora el nivel de eficacia y de respuesta y podría ser una evolución natural para conseguir que se establezca algo parecido en todo el territorio nacional. Pero no evita los dos mayores problemas: la falta de capacitación y el intrusismo.

Sin regulación oficial no hay seguridad en la capacitación de los intervenientes. Tampoco se puede evitar fácilmente que cualquiera pueda acceder a un dispositivo de búsqueda, alegando pertenecer a un grupo canino o incluso alegando ser un equipo canino capacitado.

Adopta un jubilado

Conclusión

Aunque es un tema recurrente, no es por ello menos importante. Al contrario, hay que seguir tratando de buscar soluciones y mejorar para avanzar. Por un lado, es algo que deben solicitar todos los grupos, de forma unánime. Aquí no caben los individualismos porque el objetivo es común. Y por otro lado, hay que seguir insistiendo a los responsables, para que tomen las medidas necesarias. No puede ser que después de tantos años y de varios intentos, sigamos sin solucionar algunos de estos aspectos.

Estos son los puntos, resumidos y de vital importancia que deben conocer los máximos responsables:
  • Cada vez hay más equipos caninos -profesionales y civiles- preparados para la localización de personas.
  • Estos equipos trabajan por olor de referencia o genérico. Que pueden trabajar a la vez porque se complementan entre ellos y con el resto de equipos intervinientes.
  • La activación inmediata de estos equipos caninos es vital. Sobre todo para los primeros, los de olor de referencia, ya que podrían seguir el rastro de la persona en las primeras horas de su desaparición. A medida que pasa el tiempo su eficacia va disminuyendo ya que se va perdiendo el rastro. Los de olor genérico deben trabajar también desde el primer momento pero son eficaces también pasadas bastantes horas después pero también es vital que estén en la escena desde el primer momento. Son diferentes trabajos, igual de importantes.
  • Hace falta una regulación para que haya un control sobre los grupos con equipos caninos. Es necesario y urgente garantizar su eficacia y evitar intrusismos, dos problemas que pueden poner en peligro vidas humanas.
  • Si todo esto se tiene en cuenta y se toman medidas para solucionarlo o al menos mejorarlo, AUMENTARÁN LAS PROBABILIDADES DE VIDA DE LAS PERSONAS DESAPARECIDAS.
Y por la parte de los equipos caninos:

Hay que hacer autocrítica también. Se podría resumir en que necesitamos menos idealización, más realismo -sobre lo que somos y lo que tenemos- y sobre todo, seguir trabajando, pero TODOS a la vez, por la regulación de esta especialidad. Hace falta menos individualismo, menos guerras y más cohesión entre todos los grupos. Para entrenar, para colaborar pero también para tratar de lograr activación temprana y regulaciones oficiales de forma conjunta. Y luchar unidos por evitar precisamente todos estos problemas que atañen a todos y que perjudican a todos.

Esto ayudaría a mejorar también el desempeño de los equipos caninos, ya que en algunas ocasiones creemos estar haciendo un gran trabajo. Pero cuando vemos trabajar a otros equipos, a otros grupos, nos damos cuenta de que lo que teníamos es el listón muy bajo… Hay que subirlo, ¡al tope!

Por nuestra parte, desde PerrosdeBusqueda seguiremos intentando apoyar en lo posible a los grupos caninos, como venimos haciendo desde que comenzamos nuestra andadura, hace ya casi 20 años. Aunque también hay que decir que todo sería más sencillo si este esfuerzo se viera respaldado o apoyado de alguna forma por los grupos. Por todos los grupos, no sólo por unos pocos. La búsqueda de personas no es una competición, ni una carrera, ni hay ganadores. Sólo hay perdedores si no se hacen bien las cosas: los desaparecidos.


OTROS ARTÍCULOS SOBRE EL TEMA:
Manual para la activación de equipos caninos de búsqueda de personas desaparecidas
¿Hablamos de mantrailing? Un debate necesario
El mantrailing está de moda pero… ¿de verdad funciona?
La búsqueda de personas desaparecidas no es como lo pintan en las películas

Deja aquí tu comentario (debe ser aprobado para que aparezca)

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las cookies y nuestra Política de Privacidad. Haz clic en el enlace para mayor información.

ACEPTAR

Aviso de cookies
A %d blogueros les gusta esto: