Denunciada organización por vender perros detectores mal entrenados

Denunciada organización venta perros detectores mal entrenados

Foto anuncio de la empresa denunciada

Angel Service Dogs, Inc. es una organización que entrena perros para detectar alérgenos que puedan ser potencialmente mortales para algunas personas y alertarlas de su presencia. Se encuentra en Monument, Colorado (EEUU).

La organización y su fundadora, Sherry Mers, se han promocionado por todo el país anunciando los beneficios de sus perros de servicio entrenados para proteger a niños de sufrir graves alergias, sobre todo al cacahuete y a las nueces. Ahora, varias familias que pagaron 20.000 dólares por estos perros especializados, alegan que los animales no saben hacer bien su trabajo.

Una de las familias compró un perro llamado Queenie, que supuestamente iba a establecer una línea de defensa para sus hijos, ambos alérgicos a los frutos secos. Les dijeron que Queenie entraría en una habitación antes que los chicos, examinaría todos los rincones y les avisaría si había algún fruto secos. Que podrían ir con ella a la escuela, a eventos deportivos y a cualquier sitio con los chicos. Pagaron 20.000 dólares por ella.

Pero, según denuncia la familia, la perra sólo ha podido entrar a la escuela en una ocasión y fue para visitar al director y, según denuncian, se lanzó agresivamente en tres ocasiones hacia alguno de los niños del centro.


Al parecer la agresividad hacia los extraños es otra de las irregularidades que denuncian las familias, además de que se suben a la gente y se distraen con facilidad.

En el caso de Queenie, la familia dice que nunca ha realizado una alerta por alérgeno. Nunca la han visto realizar una señalización en un producto con frutos secos. Preocupada, la familia decidió llevar a la perra a que le realizaran una evaluación en el Hospital Foster de la Universidad Tufts. El informe explica que la perra se subió en las personas, daba pequeños bocados en las manos, ladraba agresivamente a determinados individuos, se mostraba temorosa entre multitudes y presentaba signos de ansiedad por separación. Además, Queenie no mostró aptitud o interés alguno en la detección de alérgenos.

En alguna de las denuncias, se aseguraba que el perro incluso gruñía al niño al que supuestamente iba a ayudar.

Un perro detector de frutos secos que no señaliza una estantería repleta de cacahuetes

En este vídeo se denuncia el caso de otra familia que compró a Sport para su hijo Rory. Es impactante comprobar cómo el perro entra en una tienda donde hay estanterías repletas de frutos secos y no realiza la señalización ni parece interesarse siquiera por el producto.

Ahora, las denuncias están en manos de la justicia, que determinará la veracidad de las acusaciones y, en caso de demostrarse, actuará en consecuencia.

Fuente: http://denver.cbslocal.com/2016/01/18/new-claim-that-service-dog-is-untrained/

Si te ha gustado, ¡puedes compartirlo!

Tu opinión nos importa

Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las cookies y nuestra Política de Privacidad. Haz clic en el enlace para mayor información.

ACEPTAR

Aviso de cookies