Entrenando el ladrido con distracciones (overtraining)

Entrenar el ladrido con distracciones es algo fundamental para lograr una futura señalización realmente fiable, además de enseñar al perro a focalizarse en el figurante ignorando las distracciones
ladrido con distracciones
La señalización es una parte fundamental en el entrenamiento de un perro de búsqueda de personas. Existen diferentes tipos de señalizaciones pero el ladrido una de las más utilizadas. En el caso de personas sepultadas bajo el escombro necesitaremos un potente y resistente ladrido para que el perro indique al guía que ha localizado a la persona.

Para conseguir un ladrido consistente, sólido y sin fisuras, se debe entrenar planteando situaciones mucho más complicadas que las que podemos encontrarnos en la realidad o, lo que es lo mismo, un overtraining. De ese modo lograremos una señalización audible, duradera y sólida, algo muy necesario cuando estamos trabajando lejos del perro, con ruidos alrededor y en terreno inestable. El perro deberá permanecer ladrando hasta que su guía se lo indique.

En este vídeo se realiza un completo overtraining, logrando que el perro fije su ladrido sin importar lo que sucede alrededor. El perro debe asociar que su premio no es cualquier juguete, sino únicamente el que le entrega el figurante. Es fundamental el trabajo coordinado entre guía y figurante, sobre todo este último, que deberá realizar un perfecto programa de refuerzo cuando sea necesario.

Un entrenamiento muy recomendable para cualquier perro de rescate. Y aplicable a muchas otras disciplinas y conductas.


Si te ha gustado, ¡puedes compartirlo!

Tu opinión nos importa

Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las cookies y nuestra Política de Privacidad. Haz clic en el enlace para mayor información.

ACEPTAR

Aviso de cookies