Vesper, un perro tuerto que detecta restos humanos

Vesper, un pastor alemán tuerto, es un perro detector de restos humanos certificado

VesperVesper es una perra pastor alemán con un alto impulso, muy activa y a la que le encanta su trabajo: la detección de restos humanos. Vivía con una familia que enseguida se interesó por la especialidad.

La perra comenzó su entrenamiento hace tres años, cuando tenía diez semanas. Enseguida destacó por sus aptitudes pero también comenzaron los problemas en sus ojos. Sufría infecciones constantes, conjuntivitis y otras complicaciones. Se inició un largo proceso veterinario para tratar de determinar el origen de su problema y poder tratarlo.

Finalmente se le diagnosticó una enfermedad neurogénica del ojo que le provocó el cierre completo de la glándula lagrimal. Durante un año y medio se estuvo intentando tratar su enfermedad con gotas, medicaciones e intervenciones, había que administrarle continuamente gotas en el ojo enfermo.

Pero Vesper tiene un grado tan alto de impulso que se hacía muy complicado tratarla de forma adecuada o incluso convivir con ella, por lo que la familia decidió acudir a Central Florida K9, unas instalaciones de entrenamiento canino en Orlando. Allí les enseñaron a tratar a Vesper con su enfermedad y a encauzar sus instintos a través de un programa de educación y entrenamiento.

Con el tiempo se hizo evidente que el problema del ojo de Verper era demasiado grave como para continuar tratándolo con medicación, por lo que se decidió la única opción que quedaba: enuclear el ojo izquierdo. Esto supuso otro periodo de recuperación complicado, ya que tuvo que utilizar un collar isabelino durante varios meses. Cuando finalmente se le pudo quitar el collar, Vesper volvió a su programa de entrenamiento y fue como si nunca lo hubieran dejado.

Vesper

Feliz trabajando

Vesper encontraba de nuevo su pasión: buscar. Desde entonces, Vesper y su guía han continuado su entrenamiento y trabajan con FASAR K9 y Central Florida K9. El equipo de búsqueda y rescate FASAR es una organización sin ánimo de lucro donde todos sus guías son voluntarios y entrenan juntos cada semana.

Ahora Vesper está certificada en el nivel IV como perro de búsqueda de restos humanos en grandes áreas por la National Association for Search and Rescue. Con tres años, es una perra de altos impulsos pero también muy dulce, le gusta la gente y le encanta su trabajo. Es un poco más insegura que otros perros por causa de sus limitaciones visuales pero ha aprendido perfectamente a compensar su carencia.

El grupo FASAR trabaja conjuntamente con los agentes de la ley y pueden ser activados en cualquier momento para ayudarles en una búsqueda. A veces pasan meses sin ser activados pero este año ya llevan cuatro búsquedas en un mes. Dado que en el grupo tienen perros certificados como rastreadores, venteadores y perros de cadáveres y restos humanos, pueden ser activados para cualquier situación que se plantee.

Ha sido un largo y duro camino para Vesper y su guía pero gracias al duro trabajo y a la ayuda de mucha gente, han conseguido un magnífico resultado.

Si te ha gustado, ¡puedes compartirlo!

Tu opinión nos importa

Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las cookies y nuestra Política de Privacidad. Haz clic en el enlace para mayor información.

ACEPTAR

Aviso de cookies