Camiseta olfato canino

Perros que detectan crisis de epilepsia

El proyecto  “Perros de alerta médica: detección de crisis de epilepsia” tiene como objetivo contribuir a la mejora de la calidad de vida del entorno que convive con esta patología

crisis de epilepsia

El proyecto de la Universidad de Alicante “Perros de alerta médica: detección de crisis de crisis de epilepsia”, que tiene el objetivo de contribuir a la mejora de la calidad de vida del entorno que convive con esta patología, cuenta ya con seis familias cuyos animales se encuentran en proceso de adiestramiento.

Además, según informan desde la Universidad de Alicante, gracias a dos familias cuyos perros ya están certificados, es posible que expertos del área puedan trabajar y probar esta metodología.

En concreto, es en la fase de hospitalización del paciente, acompañado de un animal certificado como perro de alerta médica durante 24 horas en una sala de monitorización de Vídeo-EEG (Video electroencefalograma), donde ha sido posible no sólo aplicar el método que va a seguir el proyecto, sino además, demostrar la detección del perro antes de que comience la crisis.

“Goya, perrita de Tom, está certificada como perro de alerta médica para crisis de epilepsia y durante su acompañamiento en el ingreso de monitorización del pequeño alertó de las crisis que después tuvieron lugar. La madre de Tom, registraba los comportamientos del can en una libreta anotando la hora y el minuto exacto de dichas conductas. Luego, tras la crisis manifiesta y su registro eléctrico con el Vídeo-EEG, se ha podido constatar el tiempo que transcurre entre su aviso y la crisis”, explica la directora del proyecto Mª Carmen Carretón, del Departamento de Comunicación y Psicología Social de la UA.

Un adiestramiento específico y mucha dedicación

Es muy importante un adiestramiento específico, así como el conocimiento por parte de las familias de las conductas de su perro para saber identificar y discriminar los comportamientos que están marcando una crisis de los que son habituales del perro. En este caso, Goya “roba” objetos y los cambia de lugar, mordisquea o lame las manos.

“Desde el proyecto queremos agradecer la colaboración de la familia de Tom, de la Asociación de Epilepsia de la Provincia de Alicante y del neurólogo, el doctor García Escrivá”, apunta la directora del proyecto.

Fuente: web.ua.es/

Tu opinión nos importa

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies