Un perro localiza a un hombre de 80 años perdido en Marbella

Una unidad canina de Protección Civil de Marbella especializada en la búsqueda de personas, localizó anoche a un hombre de 80 años que se había perdido

hombre de 80 años

Félix Castán y su perra Freya, de la Unidad Canina de Protección Civil Marbella

Sobre las 19h del martes, la Policía Nacional recibía el aviso de un anciano perdido en la zona de Elviria, en Marbella. Inmediatamente se activó un dispositivo de búsqueda coordinado por la Policía Nacional y en el que participaron efectivos de la comisaría de Marbella, un helicóptero de la Policía Nacional con cámara de infrarrojos y Protección Civil Marbella.

A las 22:45h, el responsable de Protección Civil de Marbella solicita la ayuda de la unidad canina, especializada en la búsqueda de personas siguiendo su rastro, que acude rápidamente a la zona.

[pullquote]Cuanto antes se active a los equipos caninos, mayor probabilidad de localización con vida[/pullquote]

Freya es una perra especializada en búsqueda de personas por rastro. Ella y Félix, su guía, se ponen en marcha y en tan solo doce minutos localizan al hombre extraviado.

El hombre se encontraba consciente, muy débil y comenzando a tener síntomas de hipotermia. Fue asistido por los servicios sanitarios desplazados al lugar y posteriormente trasladado a su domicilio.

La importancia de la activación temprana de los equipos caninos

Una vez más, desde PerrosdeBusqueda insistimos en recordar la importancia de la activación temprana de los equipos caninos. Cuanto antes se activen, mayor probabilidad de localización con vida.

Los responsables del operativo o las autoridades responsables en cada caso, deben ser conscientes de que los equipos caninos, ya sean de rastro (olor de referencia) o de genérico (olor humano), son el medio más efectivo para localizar personas. Pero para ello deben ser activados lo antes posible, sobre todo los perros de rastro, ya que el tiempo corre en contra de su efectividad.

hombre de 80 años

Imagen tomada con infrarrojos desde el helicoptero

Cómo ocurrió todo

Este es el relato del guía canino de Freya, la perra que siguió el rastro del desaparecido. Explica con detalle cómo realizó la búsqueda desde el momento de la activación:

A las 22:45 me ha Llamado el responsable de la unidad canina de protección civil de Marbella (‘Responsable’ a partir de ahora). Estamos a su disposición para cualquier ayuda que se pueda prestar. Ser de protección civil es lo que tiene: que no es cómodo.

Me cuenta que un anciano con alzheimer había desaparecido de su casa hacia 3 horas y no volvió. Sabe que los perros de Mantrailing son muy adecuados para esas búsquedas y encima pueden trabajar de noche. Me pide que me acerque con ellos a ayudar.

Me tomé doble de frenadol y fui al punto de encuentro. Casualmente muy cercano a casa. Al llegar al lugar nos informa Policía Nacional de que no eran 3 horas… el señor salió a las dos y media de la tarde… Casi 11 horas.

Estaban buscando policía nacional (sin importarles que acabase su turno, ole!), protección civil y helicóptero con cámara infrarroja de cnp.

Tras coordinar con el Responsable, esperamos a que llegue la hija del señor y acordamos que yo entro con ella en la casa y cojo la funda de la almohada de su padre. Así evitamos contaminaciones de terceros. Dejo la almohada en la puerta de la casa.

Se trata de una calle de casas adosadas en el limite de la ciudad. En ese momento hay algunos vecinos llegando a casa, sacando al perro,… protección civil actúa en todo momento dotándome de una ‘burbuja’ libre, en lo posible, de molestias.

Saco a la perra de la furgoneta, me equipo con la mochila (abrigo, agua, comida, pilas, linternas, walkies, GPS, botiquín), paseo a la perra en corto por los alrededores y me aproximo a la funda con la orden de ‘huele’.

Desde el primer momento noto a la perra distinta. Sabe que esto es ‘real’. Apenas espera la orden de ‘busca’ y se lanza al interior de la casa (foco de olor). La paro hasta 3 veces y empieza a buscar en otras direcciones.

La casa está situada en un cruce con tres salidas. La perra bandea en una de ellas y la sigue. Llega hasta los cubos de basura. Se sospechaba que pudo ir a tirar la basura al desaparecer. Bien, estamos en la pista. Rodeamos la basura en busca de salidas y se descarta.

hombre de 80 años

Freya, la especialista en rastreo humano

Estamos ante otro cruce en forma de T. Carretera principal de subida a otra urbanización. La perra coge rastro en un césped paralelo , lo sigue , cruza la carretera y se enchufa por el arcén izquierdo en pendiente de subida. La carretera sale de la urbanización y llega a un puente sobre la autopista de unos 20m¿? de altura. La perra sigue enchufada. De repente, para en seco y se sube a olisquear la barandilla. En ese punto me saturé de adrenalina, temía una caída del señor a la carretera. La perra dice de seguir pero la paro y descarto la caída con la linterna.

Seguimos el puente. Al terminarlo la perra cruza la carretera hacia el otro lado. Es un talud grande, ventea, descarta y vuelve al lado izquierdo.

Ahora no hay arcén, es tierra y una valla metálica paralela a carretera. La perra ventea un par de veces la valla y sigue hasta un desvío a la izquierda, pero cerrado con un candado.

La perra se para y me insiste en la puerta, trato de seguir un poco pero ella vuelve a la puerta. El Responsable me dice que esa entrada puede estar abierta por la mañana. La perra sigue insistiendo.

Llamo a voces a la oscuridad y me parece oír algo… ES EL SEÑOR DESAPARECIDO!! Una mirada rápida y antes de que me de cuenta el Responsable ya ha saltado la alambrada y acude en su auxilio.

Llamo al resto de compañeros y, junto a la policía, se abre la puerta y vamos con el ‘encontrado’.

¿Que había ocurrido?: Salió a pasear y entró en esa finca. Es la puerta de servicio de un campo de golf. En un momento dado cayó al suelo y no pudo levantarse. Los operarios no lo vieron y cerraron con candado hasta el día siguiente.

El hombre estaba tiritando. Hasta la llegada de la ambulancia (muy lenta, esta costa tiene un serio problema con esto) se procedió a taparlo y acompañarle. La noche (inusualmente fría) a la intemperie habría sido un problema más que serio para este hombre.

En todo esto, no han transcurrido más de 12 minutos.

 

Si te ha gustado, ¡puedes compartirlo!

Tu opinión nos importa

Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las cookies y nuestra Política de Privacidad. Haz clic en el enlace para mayor información.

ACEPTAR

Aviso de cookies