Las 5 necesidades básicas de un perro detector

Un perro detector es la herramienta de trabajo de los guías, pero también es su compañero y amigo y sus necesidades básicas deben estar bien cubiertas 

necesidades básicas

isabelherran| perrosdebusqueda ©

Un perro detector es la herramienta de trabajo de los guías, pero también es su compañero y amigo. Sus necesidades básicas, tanto físicas como psíquicas, deben estar bien cubiertas si queremos que nuestro fiel amigo esté al 100% de su capacidad en el trabajo. ¿Pero cuales son esas necesidades?

1. Cuidados: no es un objeto ni una máquina

Ya sea en cheniles o en casa, los perros necesitan unos cuidados continuos: limpieza, cepillado, revisiones médicas, paseos… Un guía canino debe estar pendiente de que su compañero canino esté en las mejores condiciones.

necesidades básicas

2. Ejercicio: hay que estar en forma

Un perro de trabajo debe estar físicamente preparado para desenvolverse en el medio correspondiente a la disciplina que desempeñe, sobre todo cuando este le va a requerir una gran dosis de esfuerzo físico. Es muy beneficioso tanto para el perro como para el guía y además mejorará la relación entre ambos.

necesidades básicas

3. Entrenamiento: en su justa medida

Obviamente necesitarán un entrenamiento férreo pero eso no significa someterle a programas aversivos o que les provoquen una presión o frustración innecesaria. Hoy día los sistemas de entrenamiento han cambiado mucho y ya no se utiliza el castigo o refuerzo negativo como base del entrenamiento. Un buen guía o instructor sabrá aplicar el programa adecuado a cada individuo.

necesidades básicas

4. Juego: disfruta con tu perro

El juego es la base del entrenamiento de un perro detector. Para el animal su trabajo es un juego a través del cual va aprendiendo las diferentes fases en su especialidad.

Pero no sólo jugamos en el trabajo, es importante y muy beneficioso que guía y perro jueguen e interactúen con naturalidad. Sin olvidar que cada perro tiene sus preferencias de juego, no podemos imponer lo que le gusta a cada perro,hay que adaptarse a sus características.

necesidades básicas

5. Cariño: sensibilidades en juego

Y por último pero no menos importante: debemos dar cariño a nuestros compañeros de cuatro patas. Los perros son seres vivos que sienten y que se ven muy influenciados por nosotros. Su guía es su referencia y de quién dependen.

necesidades básicas

Resultado: vínculo perfecto

Cubrir de forma eficaz estas necesidades básicas llevan directamente al desarrollo del vínculo entre perro y guía. El vínculo es fundamental a la hora de formar un binomio y supone un tanto por ciento muy elevado a la hora de los resultados.

Cuidados, cepillados, revisiones rutinarias, paseos, ejercicio, trabajo, juego y cariño son la fórmula para desarrollar y fortalecer ese vínculo y para conseguir un compañero de trabajo en las mejores condiciones físicas y psíquicas. Y, dado que su trabajo es fundamental en las disciplinas de detección, ¿quién no quiere tener al perro mejor preparado para su trabajo?

Si te ha gustado, ¡puedes compartirlo!

Tu opinión nos importa

Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las cookies y nuestra Política de Privacidad. Haz clic en el enlace para mayor información.

ACEPTAR

Aviso de cookies